LA MARINA PLAZA

Baleària Dénia
Periodismo, pase lo que pase
Publicado: lunes, 9 octubre, 2017

Los empresarios piden “medidas radicales” para acabar con la provisionalidad del urbanismo en Dénia

  • Cedma alerta en una carta, firmada por las principales asociaciones sectoriales y empresarios de la ciudad, de que el parón de la actividad inmobiliaria por la actual falta de planeamiento bloquea toda la economía dianense
  • La misiva ha sido remitida al ayuntamiento, la Generalitat y el Síndic de Greuges

“El motivo del presente escrito es la paralización de la actividad económica que está sufriendo toda la sociedad civil de Dénia, debido, sin lugar a ninguna duda, a la situación caótica en el área de urbanismo que venimos padeciendo hace muchos años y, de manera especial, en el momento actual, sin poner remedio al tema y que venimos a exigir soluciones al respecto de nuestros mandatarios políticos”. Es el encabezamiento de la carta que, firmada por la presidenta Sonja Dietz ha remitido el Cercle Empresarial de la Marina Alta (Cedma) al Ayuntamiento de Dénia; a la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio; al presidente de la Generalitat, Ximo Puig; y al Síndic de Greuges. Una misiva que, a su vez, suscriben numerosas asociaciones sectoriales y empresarios, entre los que se encuentran los de mayor relevancia en la ciudad y la comarca. Es el intento del empresariado dianense por conseguir de las administraciones competentes que se ponga fin a la provisionalidad urbanística en la ciudad y se dote a la misma, sin más retrasos, de un Plan General.

Una reciente reunión de la directiva del Cercle Empresarial de la Marina Alta.

En la carta, el empresariado expone su preocupación por esa provisionalidad que dura ya cuatro años desde que se aprobó el Régimen Urbanístico Transitorio (RUT) de 2012, que este verano fue anulado por los tribunales. Eso suponía regresar a un Plan General desfasado como el de 1972, ante lo que el gobierno de la ciudad (PSPV-Compromís) optó por dejar aquel PGOU en suspenso. Desde entonces, y hasta que se apruebe un nuevo RUT o el nuevo Plan General Estructural, Dénia no tiene planeamiento.

El escenario es ahora complejo, sobre todo en cuanto a que la actividad urbanística se dificulta gravemente. Para obtener una licencia de obra, por ejemplo, debe realizarse un estudio de integración paisajística (salvo que la licencia se materialice en alguno de los programas urbanísticos ya aprobados).

En principio, esa situación durará aún al menos unos meses, hasta que esté aprobado el PGE o el nuevo RUT, pero los empresarios no las tienen todas consigo. Aseguran que la provisionalidad todavía “durará, si nadie lo evita, otros 2 ó 4 años más, no 3 ó 4 meses”.

De ahí que ahora se movilicen frente a ese panorama que prevén negro. En la actual situación, dicen, se están produciendo “perjuicios irreparables para el tejido empresarial y de negocio”. Y afirman que “el bloqueo de todo el sector inmobiliario conlleva un importante detrimento en la economía de todos los sectores y servicios”. Es decir, que no sólo se paraliza la actividad urbanística, sino que produce otros efectos negativos para la economía en general, “bloqueando la inversión, paralizando la actividad económica en todos los sectores y obstaculizando la creación de empleo”.

En otro punto, la carta incluye un párrafo un tanto enigmático. Dice el Cercle que ha llegado “quizá el momento de adoptar medidas radicales para atajar y cortar esta situación”, y lo justifica en que “medidas en principio traumáticas son las que resuelven en muchos casos los problemas”. No concreta más, sobre cuáles son las medidas que barajan los empresarios.

“Están primando los intereses partidistas de los políticos sobre el interés social”

En su carta, los empresarios buscan señalar también a los culpables de esa situación. Y los encuentran en la clase política. Dénia lleva, señalan, “más de 20 años con gobiernos municipales de distintos ‘colores’. Y la situación “pasada y creada” es, añaden, “debido, en muchas ocasiones, a la incompetencia de los gobernantes, generando un perjuicio al empresariado y a la ciudadanía”. En otro punto de su escrito, consideran que en Dénia están primando los “intereses partidistas de los distintos partidos políticos […] sobre el interés social”.

Pero no toda la responsabilidad es del ayuntamiento, en su opinión. Denuncian también la “actividad pasiva de la conselleria, consintiendo este desastre urbanístico de Dénia durante un lapso de tiempo excesivo”.

LOS FIRMANTES DE LA CARTA

La carta está firmada por la presidenta del Cercle, Sonja Dietz, y la suscriben también las siguientes entidades y personas:

  • Asociación de Farmacéuticos de la Provincia de Alicante (Apefa).
  • Asociación Turística de Empresarios de la Vall de Pop (Atevap).
  • Asociación Polígono Juyarco.
  • Asociación de Promotores Turísticos de Dénia.
  • Asociación de Constructores y Empresas Afines de Dénia.
  • Asociación Empresarial de Alquiler de Viviendas de la Provincia de Alicante (AEA).
  • Asociación de Empresarios de Hostelería y Turismo de la Marina Alta (Aehtma).
  • Asociación de Jóvenes Empresarios de la Marina Alta (Jovempa-Marina Alta).
  • Asociación MLS Dénia Inmobiliaria.
  • Asociación Multisectorial de Empresarios de la Marina Alta (Multisecma).
  • Asociación Port Diànium.
  • Asociación de Talleres de Reparación de Automóviles de la Marina Alta (Asetrama).
  • Adolfo Utor, presidente de Baleària.
  • Bernardo Palomares, gerente de BPM Lighting.
  • Jesús Rivera, socio fundador de CEM Clínicas.
  • Carlos Fita, director del centro comercial Portal de la Marina.
  • José Luis Català, director general de DASS.
  • Luis Carretero, director gerente del Hospital Dénia Marina Salud.
  • Pablo Cabrera, gerente de Hostelbe Suministros Hosteleros Benissa.
  • José Juan Fornés, director general de Supermercados Masymas.
  • Joan Server, presidente y fundador de Rolser.

 

Etiquetas: , , , , , , ,
Contenido patrocinado
La Marina Plaza. Noticias. Diario de la Marina Alta.