LA MARINA PLAZA

Fira Ondara 2017
Periodismo, pase lo que pase
Publicado: martes, 10 marzo, 2015

Nueve sospechosos por legionela dan negativo, mientras que los cuatro confirmados siguen hospitalizados

  • Conselleria cree que el foco podría estar en las duchas de los vestuarios de la piscina del Palau, que ha sido clausurado y donde se han tomado 50 muestras
  • Los cuatros pacientes afectados, de entre 36 y 66 años, se encuentran en el Hospital de La Vila Joiosa, uno de ellos en la UVI
  • En los últimos meses se han sucedido las denuncias por el estado de las instalaciones del Palau

Siguen siendo cuatro las personas ingresadas en el hospital comarcal de La Vila Joiosa diagnosticadas de neumonía por legionela a raíz de un posible brote que, según todos los indicios, tendría su origen en las duchas o la piscina del Palau d’Esports l’Illa de Benidorm. Afortunadamente, y según han confirmado fuentes sanitarias, se ha descartado la enfermedad en otras nueve personas que habían sido atendidas y que eran casos sospechosos.

palauLa Conselleria de Sanidad ha informado en un breve comunicado de prensa que los cuatro pacientes ingresados tienen entre 36 y 66 años y están “estables”, aunque uno, según ha podido saber LA MARINA PLAZA, está en estado grave en la UVI del centro hospitalario. Todos ellos son usuarios del Palau d’Esports y utilizaron las instalaciones en las mismas fechas.

Desde Salud Pública se está a la espera de los resultados de la “investigación ambiental” que permita determinar con seguridad dónde se encuentra el foco de la infección, aunque todo indica que el origen estaría en las duchas de los vestuarios de la piscina. Fuentes sanitarias han indicado que tampoco hay que descartar el jacuzzi, que al igual que las otras dos zonas están gestionadas por una empresa privada. De entrada, los técnicos e inspectores de Salud Pública han tomado 50 muestras en las instalaciones del Palau para analizarlas.

Aunque a primera hora de la tarde de ayer lunes, y tras recibir el aviso de Salud Pública, se decidió cerrar sólo la zona de la piscina y de los vestuarios, este mediodía se han decretado el cierre de todas las instalaciones del Palau, incluidas las pistas deportivas y el gimnasio, al que esta mañana habían acudido decenas de personas.

Al término de la reunión mantenida este martes entre el Ayuntamiento y el director de Salud Pública de la Marina Baixa, el alcalde, Agustín Navarro, ha explicado que en cuanto se localice el foco se desinfectarán todas las instalaciones y se repetirán las pruebas. “Hasta que no esté confirmado al 200%” que la bacteria ha desaparecido “no se va a reabrir el Palau”, ha asegurado.

Navarro ha querido lanzar un “mensaje de tranquilidad” a los vecinos, ya que “según Sanidad el foco está en un punto concreto, luego no afecta a toda la población”.

Fuentes sanitarias han remarcado que la legionela “no se contagia de persona a persona, ni por beber agua” y han especificado que el periodo de incubación de la enfermedad oscila entre “los dos y los diez días”. Siguiendo las indicaciones de Salud Pública, el alcalde ha remarcado que cualquier usuario del Palau d’Esports que presente fiebre debe acudir a su centro de salud, donde se le darán las indicaciones pertinentes y se les efectuarán las pruebas necesarias para confirmar o descartar la enfermedad.

El Ayuntamiento y los inspectores de Sanidad han pedido a la empresa concesionaria de la piscina y el gimnasio del Palau, Levantina de Servicios Acuáticos SA, que entregue todos los informes sobre los controles periódicos y diarios del estado de las instalaciones, así como del agua y de los sistemas de refrigeración.

Ese control diario es responsabilidad de la concesionaria, si bien desde el Laboratorio Municipal cada semana se toman muestras del agua del Palau y se analizan. Y si en alguna ocasión se ha encontrado algún “dato irregular” en ese control del Laboratorio siempre se ha corregido.

El estado de las instalaciones en el ojo del huracán desde hace mucho

Este posible brote se ha producido supuestamente en unas instalaciones que han sido objeto de denuncias periódicas por parte de la oposición y algunos partidos sin representación municipal en el último año y medio. De hecho, la primera denuncia pública la realizó el PP en julio, cuando alertó que en la piscina se superaban los niveles de temperatura y humedad que marca la normativa y advertían que la máquina deshumectadora estaba rota.

Desde entonces, las denuncias han sido periódicas; la última incidiendo en la aparición de humedades en los techos y pasillos y recordando que seguían pendientes buena parte de las obras de mejora y la reparación de la máquina deshumectadora.

En el pleno de enero los populares presentaron una moción para iniciar la resolución del contrato con la concesionaria, a la vista del rosario de “incumplimientos”. La propuesta se aprobó por unanimidad y en ese mismo día, el entonces edil de Deportes, Miguel Llorca, informó de que la empresa estaba sustituyendo la máquina deshumectadora averiada.

Al parecer ese expediente de resolución aún no se ha iniciado.

Deja tu comentario

Contenido patrocinado
La Marina Plaza. Noticias. Diario de la Marina Alta.