LA MARINA PLAZA

Baleària Dénia
Periodismo, pase lo que pase
Publicado: viernes, 14 marzo, 2014

Fiestas asegura que es “ilegal” que sea la Asociación Santa Marta quien gestione el presupuesto de los Moros y Cristianos

  • La concejala asegura que “no es legal” traspasar vía subvención todo el capital municipal a una entidad porque “técnicamente” es una “dejadez” de funciones municipal
  • La edil arremete contra EU, quien hizo la propuesta, porque defienden la no externalización servicios o funciones y ahora pretenden “desmontar” la Concejalía

La concejala de Fiestas y portavoz del Gobierno de La Vila, Xaro Escrig, está en contra de que el Ayuntamiento deje de asumir las funciones de contratar los servicios relacionados con las Fiestas de Moros y Cristianos. Su razón: “No es legal traspasar, vía subvención, todo el capital municipal a una asociación. Técnicamente es una dejadez de funciones municipal”.

Y es que la propuesta hecha por el portavoz municipal de EU, José Carlos Gil, de que la Asociación Santa Marta gestione todo el presupuesto municipal de las fiestas que se celebran en el mes de julio, tal y como publicó La Marina Plaza, no ha gustado nada a la delegada el área.

Xaro Escrig-José Carlos GilDe hecho, en un comunicado, la concejala asegura que, como representante del Ayuntamiento en el órgano de toma de decisiones festeras, la Junta Directiva donde se tratan los temas relacionados con las fiestas ni siquiera ha tratado esa opción que EU trasladará a modo de moción en el próximo pleno ordinario de marzo.

La portavoz popular ha sacado sus armas administrativas para rebatir la propuesta. Así, indicó que el hecho de que sea la administración local la que contrate estos servicios, como la pirotécnia o el sonido, “garantiza” que se cumpla la legislación y que “no se prevarique”. Y es que, siendo el Consistorio el que toma las decisiones de quién debe prestar esos servicios, se controla que el contratista tenga solvencia técnica, profesional y económica.

En términos más técnicos, la concejala explicó que el Ayuntamiento es el que puede exigir la presentación de garantías que “responden de posibles incumplimientos” además de “imponer penalidades para el caso de que no se cumpla con el contrato”. Es decir, si el contratista no cumple lo estipulado, la administración puede “activar el mecanismo para que esa empresa no pueda volver a ser contratada por otras administraciones”.

Con todo, Escrig alegó que no es posible que el Ayuntamiento se “deshaga de competencias que debe asumir por ley” ya que son objeto de control “por otras administraciones y no pueden evadir los controles mediante la línea de las subvenciones”, que son “legales” pero a modo de cauce para potenciar que los ciudadanos, por medio de asociaciones, fundaciones o particulares, “realicen actividades para cooperar en el ejercicio de funciones públicas”.

Desembarco moro (64) [1600x1200]La concejala de Fiestas se refirió también a la propuesta en sí presentada por Gil, más allá de las cuestiones legales. Y es que le parece “paradójico” que un partido como EU que “se pasa el día arengando sobre el reforzamiento de la administración pública y que todo debería ser lo menos externalizado posible” sea quien quiera ahora “desmontar la Concejalía de Fiestas”.

Además apuntó que, a pesar del carácter patronal de las fiestas, patrimonio de todos los vileros, la “responsabilidad civil subsidiaria siempre la ostenta el Ayuntamiento”. Por tanto, en “aras de la legalidad y de la responsabilidad indelegable”, la moción de EU “no solo no se puede aprobar, sino que la ley y los técnicos municipales nunca permitirán un desvío de fondos y de responsabilidad de estas características”.

Actos para todos los vileros y visitantes

La justificación para rechazar de lleno la propuesta que irá a pleno va más allá. La portavoz popular argumentó que los actos de las Fiestas de Moros y Cristianos están protagonizados por festeros y organizados por la Asociación Santa Marta, que recibe una subvención de 30.000 euros para su labor, pero “están disfrutados por vileros y visitantes”. En conclusión, es algo público y el Ayuntamiento es el máximo responsable y de él depende toda la infraestructura, la iluminación, seguridad u otros aspectos, que son los que se asumen con los cerca de 150.000 euros de presupuesto municipal.

La edil puso dos ejemplos. El primero, el Desembarco que es un espectáculo que “disfruta toda la ciudad y un reclamo turístico que el Ayuntamiento cuida y sufraga por el beneficio global que nos aporta”. El segundo, el castillo de fuegos artificiales del día de Santa Marta, con el que ocurre los mismo, por tanto, tiene que ser “decidido y contratado” por el Ayuntamiento.

Mostrando 2 Comentarios
Danos tu opinión
  1. Marquets dice:

    La concejal dice “El hecho de que sea la administración local la que contrate esos servicios, como la pirotécnia o el sonido, garantiza que se cumpla la legislación y que no se prevarique”, jajajaja, me parto de risa. Que se lo pregunten a su buen amigo Santapau que estuvo con ella de concejal, jajajaja ¡Que poca vergüenza tienen!

  2. marquets dice:

    La concejal dice: <> jajajaja, me parto de risa, que se lo pregunten a su buen amigo Santapau que estuvo con ella de concejal, jajajaja ¡Que poca vergüenza tienen!

Deja tu comentario

Contenido patrocinado
La Marina Plaza. Noticias. Diario de la Marina Alta.